Cuando haces algo bueno, la verdadera recompensa está en haberlo hecho. No te preocupes si no te reconocen en tu tiempo. Cuando mueras, es mejor que la gente se pregunte pórque no te hicieron un monumento, a que se pregunte pórque te lo hicieron.