Hoy cumplo 20 años de matrimonio. No es cosa menor. Aguantar tantos años a una persona, no es cosa fácil (lo digo por ella, a mí me a resultado un poco más fácil).

El matrimonio es una experiencia educativa, y durante estos años he aprendido muchas cosas, tanto cosas buenas que hay que replicar como cosas malas que hay que evitar. Cada año he aprendido algo, éstas son las

20 cosas que he aprendido en 20 años de matrimonio

  1. El amor no es el que siento, es el que doy. El que siento, a veces lo siento, a veces no. El que doy, lo doy porque lo quiero dar.
  2. El perdón es la mejor medicina del alma.
  3. Hay peleas que ganando, pierdo. En pareja, la flexibilidad es tan importante como la fortaleza.
  4. La ropa sucia se lava en casa, y nuestros problemas son nuestros, de nadie más.
  5. La luna de miel se acaba cuando nosotros queramos que se acabe, no antes.
  6. Hay que dejarnos ser.
  7. No todo será siempre miel sobre hojuelas, pero no hay mal (ni enojo) que dure 100 años.
  8. No puedo esperar que ella me haga feliz. Solo dando lo mejor de mí puedo ayudarla a ser feliz, y solo enonces seré yo feliz. Y tengo que darle la oportunidad de que ella haga lo mismo.
  9. Aunque a veces no lo veamos, tenemos más cosas en común que diferencias. Debemos construir nuestra relación cimentada en nuestras concordancias y subsidiando nuestras diferencias.
  10. No hay energía más grande que cuando coincidimos en un chiste y reímos juntos a carcajadas.
  11. Si doy más de lo que recibo (y ella también) habrá suficiente para todos, y de sobra.
  12. Las cosas no tienen que ser perfectas para ser perfectas.
  13. En mi lista de prioridades, la familia siempre es lo más importante.
  14. Si hablo cuando estoy enojado será el mejor discurso del que siempre me arrepentiré.
  15. El que pida perdón primero gana, tenga la razón o no.
  16. Somos un paquete de virtudes y defectos. No se pueden separar.
  17. Todo cambia, es la ley de la vida. Pero podemos cambiar juntos y en la misma dirección.
  18. El matrimonio es una escuela. Si no has aprendido nada de tu pareja, has estado perdiendo tu tiempo.
  19. El matrimonio es fácil, solo hay que echarle ganas.
  20. Me encanta mi matrimonio.